Si eres de los que te gusta la construcción y la ingeniería civil de seguro has oído hablar de lo que es una entibación. En esta entrada te mostraremos qué es una entibación y cuándo se requiere dentro de procesos de construcción. 

En áreas planas las bases de las estructuras pueden ser izadas sobre placas horizontales. Pero en zonas irregulares es preciso emplear técnicas que aseguren los cimientos, y la entibación es una de ellas. Si te interesa saber cómo aprovechar esta técnica garantizando la seguridad y calidad de tus obras, sigue la lectura hasta el final.  

¿Qué es una entibación? Clic para tuitear

 

Te puede interesar: ¿Cómo quitar el gotelé? Las técnicas más efectivas

¿Qué es una zanja en labores de construcción?

Antes de mostrar en concreto lo que es una entibación y para qué sirve, es preciso enseñarte qué es una zanja. En temas de ingeniería civil, una zanja consiste en una excavación angosta pero larga, de variable profundidad. 

Esta se hace sobre terrenos planos o semiplanos con distintos propósitos en la elaboración una edificación. En otros trabajos como minería, y excavaciones arqueológicas también es común el uso de zanjas de diferentes características

Existen zanjas pequeñas y de corta profundidad, lo que las hace bastante seguras para el trabajo interno. Pero también se pueden excavar zanjas que terminan siendo particularmente peligrosas para los trabajadores.

Existen zanjas que sirven base para una edificación, o zanjas para la colocación de electricidad y otros servicios. Cualquiera sea el caso, en zanjas de alto riesgo se requiere de manera urgente una entibación. 

 

¿Qué es una entibación?

Se trata de un sistema de contención que mantiene estable y segura a una zanja o desnivel del suelo. Tradicionalmente una entibación se levanta a partir de una estructura de madera que evita los derrumbes laterales de una cavidad.

La madera es el material predilecto para construir entibaciones debido a si versatilidad y economía. Sin embargo, en algunos casos se emplean otros materiales como metales o estructuras plásticas.

Lo ideal en cada caso es construir una entibación de acuerdo a las características particulares de la zanja o falla. Pero muchas empresas emplean estructuras prefabricadas para la protección de la zona. 

Entre los elementos de las entibaciones resaltan:

  • Soportes o codales.
  • Huesillos de tensar.
  • Vigas de madera o metal.
  • Soporte para materiales y personas. 

 

Ventajas de implementar una entibación

Algunas empresas constructoras desestiman el uso de estos sistemas de protección para sus trabajos. Sin embargo, las ventajas de considerar las entibaciones como una estructura obligatoria tiene muchas ventajas: Veamos cuáles:

  • Seguridad: La principal razón para colocar una entibación en una zanja es la seguridad de los trabajadores y de la obra. Con esta técnica se evitan derrumbes que pueden poner en riesgo la vida de muchos, y las inversiones realizadas.
  • Versatilidad: Son estructuras relativamente fáciles de montar y desmontar. Además, la mayoría de sus componentes y materiales son reutilizables. 
  • Economía: Estas estructuras resultan económicas de construir, y no representan un alto desajuste del presupuesto. 
  • Espacio: Con la construcción de una entibación se amplían las áreas disponibles para trabajar dentro de la excavación. Esto hace más cómodo el desplazamiento y la ejecución de obras. 
  • Adecuación del terreno: Las entibaciones también pueden emplearse para adecuar el terreno de cara a futuros tramos de construcción. 

 

Tipos de entibaciones

Tal vez pensabas que existe un solo tipo o variante de entibación. Pero la realidad es que hay muchas estructuras distintas que pueden conformar una protección en excavaciones. 

Te mostraremos los principales tipos de entibación según la falla o zanja a proteger:

Entibación horizontal

Se trata de un tipo de protección de terrenos en donde se va construyendo los laterales a medida que avanza la construcción de la zanja de manera horizontal. No es necesario que toda la excavación esté concluida, y por lo general se usan para zanjas muy extensas. 

Entibación vertical

En este tipo de construcciones se aguarda a que se concluya la excavación. Luego se asegura con la entibación, levantándola de manera vertical. 

Es un estilo típico de zanjas pequeñas o que se sabe que no crecerán en longitud. 

Entibación ligera

Estas entibaciones suelen ser construidas con peldaños muy separados entre sí. Se emplean en terrenos poco profundos o donde se supone que el riesgo de derrumbe es bajo. 

Entibación semicuajada

La separación de los peldaños es un poco más estrecha que en la variante anterior. Se requiere más material pero el nivel de seguridad es más amplio. Este estilo se emplea para excavaciones medianamente profundas, y con un grado de derrumbe moderado. 

Entibación cuajada

Se trata de una entibación muy estrecha, con poca permeabilidad, pero con un nivel máximo de protección. Es típico de lugares con mucha humedad y riesgo de derrumbes, o en zanjas considerablemente profundas. 

 

Cómo realizar una entibación paso a paso

¿Quieres conocer cómo hacer una entibación paso a paso resguardando la seguridad de tu personal y tu obra? Es el momento de indicarte el paso a paso a seguir para lograrlo de manera efectiva:

  • Construcción de la zanja: El primer paso es realizar la excavación donde se colocará el sistema de entibación. Si es una grieta natural deberás acondicionarla con la maquinaria adecuada. 
  • Selección del sistema: Deberás escoger el tipo de sistema de entibación según la disponibilidad o características el terreno. 
  • Colocación de cajones o tramos: Es preciso que comiences la colocación precisa de los peldaños y componentes de tu estructura.  Tienes la posibilidad de emplear grúas que te ayuden en la bajada de los materiales más pesados. 
  • Ajuste de los codales: Los codales y juntas serán el soporte de unión de los tramos y esquinas de tu sistema de entibación. De su correcta colocación depende la estabilidad de la estructura interna. Es por eso que este trabajo debe ser llevado a cabo con extrema pericia.
  • Colocación del drenaje: Muchos de los sistemas de entibación modernos incorporan tubos de drenaje que facilitan los trabajos en la zona. Las dimensiones y cantidad de tubos de drenaje son datos relativos al clima de la zona y a las condiciones de terreno. 

El empleo de entibaciones remonta desde tiempos antiguos en los albores de la ingeniería. Sin embargo, en la actualidad, lo ideal es contratar a una empresa con experiencia en fabricación y alquiler de entibaciones. 

 

Te puede interesar: Cambio de bañera por plato de ducha

 

¡Compártelo y síguenos en las redes sociales!

Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter